/ domingo 19 de junio de 2022

Deja crimen pueblos fantasmas en la Sierra

Pobladores abandonan casas, tierras, invernaderos, animales y hasta sus camionetas a cambio de salvar sus vidas

Santo Domingo es una comunidad donde la mayoría de sus pobladores huyeron de los frecuentes enfrentamientos entre grupos criminales que se disputan esta zona entre Chihuahua, Durango y Sinaloa, el “triángulo dorado” de la droga durante décadas, visitado por el presidente Andrés Manuel López Obrador hace apenas unas semanas en un evento efectuado en Atascaderos, Guadalupe y Calvo, con motivo del arranque del plan nacional de Sembrando Vida.

A partir de este momento quiero recibir las noticias a mi celular

“Todos se fueron, sólo quedamos ellas y yo”, narra una habitante de Santo Domingo, señalando a dos mujeres jóvenes y dos niñas, aquí había 40 familias que se fueron hace unos días, dejaron casas, tierras, los invernaderos de Sembrando Vida, sus animales y hasta sus camionetas.

Presencia de elementos castrenses en comunidades de la sierra donde más de 300 personas han sido desplazadas. Foto: Lorenzo Gutiérrez | El Sol de Parral

Los elementos del Ejército escuchan atentos la denuncia de las últimas habitantes del poblado, y atestiguan que las casas están abandonadas, algunas con las puertas cerradas con candados, otras más abiertas de par en par, mismas que proceden a cerrar.

La misión de los elementos del Ejército Mexicano de la 42 Zona Militar y del 76 Batallón de Infantería es restablecer el orden en la Sierra Tarahumara, asegurar que los bienes muebles e inmuebles de los desplazados no sean vandalizados ni robados, y dar garantía y seguridad para que los pobladores regresen a sus comunidades o acompañarlos a un lugar que ellos consideren seguro.

Te puede interesar: Suma región sur 87 homicidios dolosos de enero a junio del 2022

Parece una tarea difícil, ya que los habitantes desplazados de las comunidades de Calabazas, Santo Domingo, Santa Rita, Mesa del Rincón, La Soledad, El Tigre, en el municipio de Guadalupe y Calvo, decidieron abandonar todo a cambio de conservar la vida, ante los enfrentamientos de los grupos de la delincuencia organizada que frecuentemente se realizan en su entorno.

Amín Corral Shaar, Visitador de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos en Parral, recibió la solicitud de auxilio de parte de un tercero, quien le comentó que los desplazados caminaron de noche y durmieron entre los cerros, esperando no ser detectados por los grupos criminales que señalan pertenecen a distintas bandas que se dedican al narcotráfico.

La CEDH hizo de conocimiento a la Fiscalía General del Estado de Chihuahua y a la 42 Zona Militar el llamado de auxilio, mismo que fue atendido tanto por la Agencia Estatal de Investigación como por el 76 Batallón de Infantería, este viernes 17 de junio.

Allá en los caminos de la sierra, donde hay que ir en camioneta 4 X 4 para poder avanzar en los terracería, se encontraron los elementos de la Agencia Estatal de Investigación, ellos en sus camionetas blancas y sus torretas encendidas, mientras que los militares en sus vehículos verde olivo.

Intercambiaron impresiones, se dividieron el territorio, los de la AEI partieron a los poblados de La Soledad, El Tigre y Mesa del Rincón, y los elementos del 76 Batallón de Infantería a Santo Domingo, Santa Rita y La Soledad.

En su camino, encontraron una camioneta pick up color rojo, abandonada, en un cristal las iniciales GN pintadas con aerosol, marca de la Gente Nueva, uno de los tres grupos que se disputan el territorio donde se siembra mariguana y amapola.

Los habitantes señalan que los grupos que tienen presencia en la zona son los “Zeta”, los “Salgueiro” y el cártel de Sinaloa.

Llegando al poblado de Calabazas los castrenses aseguraron un rifle de asalto Ak-47, 116 cartuchos útiles 5.56X45, 25 cartuchos útiles .223, un cargador de disco vacío, 8 cargadores para arma Ak-47 y 5 cargadores para arma R15. También 500 kilogramos de mariguana en greña, mismos que fueron incinerados en el lugar.

Tras caminar por los poblados, estos aparecen abandonados, animales de corral cruzando por enfrente de las casas buscando que comer, silencio y abandono.

Santo Domingo es una comunidad donde la mayoría de sus pobladores huyeron de los frecuentes enfrentamientos entre grupos criminales que se disputan esta zona entre Chihuahua, Durango y Sinaloa. Fotos: Lorenzo Gutiérrez | El Sol de Parral

En Santo Domingo, tres mujeres y dos niñas, deambulan por el pueblo, son las últimas personas en el lugar, ellas cuentan que hace 15 días hubo un gran enfrentamiento “fue un día y una noche de terror, todos estábamos dentro de nuestras casas escuchando las detonaciones de las armas de fuego y las carreras de las camionetas”.

“Casi todos los del pueblo se fueron al día siguiente, cuentan, otros apenas hace un par de días”, le informan a los elementos del 76 Batallón de Infantería, quienes toman anotaciones de lo que narran las mujeres.

Precisamente el convoy militar partió de Parral el viernes 17 de junio a las 9 de la mañana, tras seis horas de camino arribaron a Guadalupe y Calvo a las 3 de la tarde, tres horas más recorriendo caminos de terracería arribaron a Calabazas.

Establecieron un campamento en Rancho Viejo, ya que los desplazados a los que habrían de acompañar a un lugar seguro ya se habían marchado.

Amín Corral, Visitador de la CEDH señala que son más de 300 los desplazados por la violencia que genera el crimen organizado en la Sierra Tarahumara, es un problema cíclico que inicia con la siembra de la droga y continúa hasta la cosecha de la misma.

Antes era solo eso, la presencia de quienes sembraban, mantenían los sembradíos y cosechaban, pero la presencia de tres grupos intentando dominar la zona dorada, ha vuelto difícil la vida de los pobladores, entre los enfrentamientos, el robo de ganado, dinero y a veces el secuestro de los hombres para ir a trabajar a la cosecha de la droga.

De acuerdo a la información de los elementos de la 42 Zona Militar, ellos permanecerán en la zona para resguardar los bienes de los pobladores, invitarlos a volver a sus casas y sus actividades, y en espera de que más elementos castrenses sean asignados a esta parte de la sierra, el triángulo dorado de la droga, para regrese la tranquilidad y sea un territorio de trabajo para dar viabilidad al programa Sembrando Vida, del que viven la mayor parte de los pobladores ahora desplazados.

➡️ Recibe las noticias más relevantes de Chihuahua, Juárez y Parral directo a tu correo electrónico. ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Santo Domingo es una comunidad donde la mayoría de sus pobladores huyeron de los frecuentes enfrentamientos entre grupos criminales que se disputan esta zona entre Chihuahua, Durango y Sinaloa, el “triángulo dorado” de la droga durante décadas, visitado por el presidente Andrés Manuel López Obrador hace apenas unas semanas en un evento efectuado en Atascaderos, Guadalupe y Calvo, con motivo del arranque del plan nacional de Sembrando Vida.

A partir de este momento quiero recibir las noticias a mi celular

“Todos se fueron, sólo quedamos ellas y yo”, narra una habitante de Santo Domingo, señalando a dos mujeres jóvenes y dos niñas, aquí había 40 familias que se fueron hace unos días, dejaron casas, tierras, los invernaderos de Sembrando Vida, sus animales y hasta sus camionetas.

Presencia de elementos castrenses en comunidades de la sierra donde más de 300 personas han sido desplazadas. Foto: Lorenzo Gutiérrez | El Sol de Parral

Los elementos del Ejército escuchan atentos la denuncia de las últimas habitantes del poblado, y atestiguan que las casas están abandonadas, algunas con las puertas cerradas con candados, otras más abiertas de par en par, mismas que proceden a cerrar.

La misión de los elementos del Ejército Mexicano de la 42 Zona Militar y del 76 Batallón de Infantería es restablecer el orden en la Sierra Tarahumara, asegurar que los bienes muebles e inmuebles de los desplazados no sean vandalizados ni robados, y dar garantía y seguridad para que los pobladores regresen a sus comunidades o acompañarlos a un lugar que ellos consideren seguro.

Te puede interesar: Suma región sur 87 homicidios dolosos de enero a junio del 2022

Parece una tarea difícil, ya que los habitantes desplazados de las comunidades de Calabazas, Santo Domingo, Santa Rita, Mesa del Rincón, La Soledad, El Tigre, en el municipio de Guadalupe y Calvo, decidieron abandonar todo a cambio de conservar la vida, ante los enfrentamientos de los grupos de la delincuencia organizada que frecuentemente se realizan en su entorno.

Amín Corral Shaar, Visitador de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos en Parral, recibió la solicitud de auxilio de parte de un tercero, quien le comentó que los desplazados caminaron de noche y durmieron entre los cerros, esperando no ser detectados por los grupos criminales que señalan pertenecen a distintas bandas que se dedican al narcotráfico.

La CEDH hizo de conocimiento a la Fiscalía General del Estado de Chihuahua y a la 42 Zona Militar el llamado de auxilio, mismo que fue atendido tanto por la Agencia Estatal de Investigación como por el 76 Batallón de Infantería, este viernes 17 de junio.

Allá en los caminos de la sierra, donde hay que ir en camioneta 4 X 4 para poder avanzar en los terracería, se encontraron los elementos de la Agencia Estatal de Investigación, ellos en sus camionetas blancas y sus torretas encendidas, mientras que los militares en sus vehículos verde olivo.

Intercambiaron impresiones, se dividieron el territorio, los de la AEI partieron a los poblados de La Soledad, El Tigre y Mesa del Rincón, y los elementos del 76 Batallón de Infantería a Santo Domingo, Santa Rita y La Soledad.

En su camino, encontraron una camioneta pick up color rojo, abandonada, en un cristal las iniciales GN pintadas con aerosol, marca de la Gente Nueva, uno de los tres grupos que se disputan el territorio donde se siembra mariguana y amapola.

Los habitantes señalan que los grupos que tienen presencia en la zona son los “Zeta”, los “Salgueiro” y el cártel de Sinaloa.

Llegando al poblado de Calabazas los castrenses aseguraron un rifle de asalto Ak-47, 116 cartuchos útiles 5.56X45, 25 cartuchos útiles .223, un cargador de disco vacío, 8 cargadores para arma Ak-47 y 5 cargadores para arma R15. También 500 kilogramos de mariguana en greña, mismos que fueron incinerados en el lugar.

Tras caminar por los poblados, estos aparecen abandonados, animales de corral cruzando por enfrente de las casas buscando que comer, silencio y abandono.

Santo Domingo es una comunidad donde la mayoría de sus pobladores huyeron de los frecuentes enfrentamientos entre grupos criminales que se disputan esta zona entre Chihuahua, Durango y Sinaloa. Fotos: Lorenzo Gutiérrez | El Sol de Parral

En Santo Domingo, tres mujeres y dos niñas, deambulan por el pueblo, son las últimas personas en el lugar, ellas cuentan que hace 15 días hubo un gran enfrentamiento “fue un día y una noche de terror, todos estábamos dentro de nuestras casas escuchando las detonaciones de las armas de fuego y las carreras de las camionetas”.

“Casi todos los del pueblo se fueron al día siguiente, cuentan, otros apenas hace un par de días”, le informan a los elementos del 76 Batallón de Infantería, quienes toman anotaciones de lo que narran las mujeres.

Precisamente el convoy militar partió de Parral el viernes 17 de junio a las 9 de la mañana, tras seis horas de camino arribaron a Guadalupe y Calvo a las 3 de la tarde, tres horas más recorriendo caminos de terracería arribaron a Calabazas.

Establecieron un campamento en Rancho Viejo, ya que los desplazados a los que habrían de acompañar a un lugar seguro ya se habían marchado.

Amín Corral, Visitador de la CEDH señala que son más de 300 los desplazados por la violencia que genera el crimen organizado en la Sierra Tarahumara, es un problema cíclico que inicia con la siembra de la droga y continúa hasta la cosecha de la misma.

Antes era solo eso, la presencia de quienes sembraban, mantenían los sembradíos y cosechaban, pero la presencia de tres grupos intentando dominar la zona dorada, ha vuelto difícil la vida de los pobladores, entre los enfrentamientos, el robo de ganado, dinero y a veces el secuestro de los hombres para ir a trabajar a la cosecha de la droga.

De acuerdo a la información de los elementos de la 42 Zona Militar, ellos permanecerán en la zona para resguardar los bienes de los pobladores, invitarlos a volver a sus casas y sus actividades, y en espera de que más elementos castrenses sean asignados a esta parte de la sierra, el triángulo dorado de la droga, para regrese la tranquilidad y sea un territorio de trabajo para dar viabilidad al programa Sembrando Vida, del que viven la mayor parte de los pobladores ahora desplazados.

➡️ Recibe las noticias más relevantes de Chihuahua, Juárez y Parral directo a tu correo electrónico. ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Parral

Parral, una ciudad tranquila y segura, afirma Alcalde

Ante los hechos de violencia en Ciudad Juárez, exhorta a los parralenses a cuidarnos entre todos y prevenir que algo pase y se salga de control

Mundo

Hombre choca contra vallas del Capitolio de EU y después se suicida

La Policía, que está investigando el suceso, no tiene indicios de que el hombre tuviera como objetivo algún miembro del Congreso

Policiaca

Choque-fuga contra auto estacionado; buscan al responsable

Vecinos facilitaron las imágenes de cámaras de vigilancia para ubicar al responsable, una Caravan de color blanco

Literatura

Piden el Nobel de Literatura para Salman Rushdie tras atentado

Actores del medio cultural en Francia abogaron por reconocer al escritor Salman Rushdie con el Premio Nobel de Literatura luego de que fuera apuñalado

En el ring

Yazmín Jáuregui brilló en su debut en UFC y así festejó con Brandon Moreno (VIDEO)

Jáuregui derrotó a la Iasmin Lucindo por la vía de la decisión unánime

Parral

¡Por fin!, atenderá Parral ley estatal de no retirar placas en infracciones

Cabildo de Parral modificará el reglamento de Tránsito para estar apegado a la ley vigente del Estado

Mundo

Incendio en iglesia de El Cairo, Egipto, deja 41 personas muertas

De acuerdo con el Ministerio de Salud de Egipto, 14 personas resultaron heridas y varias se encuentran en estado crítico