/ viernes 12 de julio de 2019

Arranca de Chihuahua a Parral la Gran Cabalgata Villista

El secretario de Desarrollo Rural, René Almeida Grajeda, en representación del gobernador Javier Corral, da el banderazo de salida de unos 100 jinetes en la Plaza del Ángel

El secretario de Desarrollo Rural de Gobierno del Estado, René Almeida Grajeda dijo que La Cabalgata Villista se ha convertido en una tradición muy importante, no sólo para la ciudad de Parral, sino para todos los chihuahuenses.

"Una conmemoración que nos da identidad y que reúne a gente de diversas partes del estado y del país para recuperar el espíritu revolucionario y recordar a uno de los personajes más importantes de la historia de México: Doroteo Arango, mejor conocido como Pancho Villa”, declaró ante un centenar de jinetes al arrancar la Gran Cabalgata Villista en la Plaza del Ángel.

En representación del gobernador Javier Corral, el funcionario estatal manifestó que con cada edición de esta festividad, que se celebra desde 1995, se rememoran las gestas heroicas de Villa y de la División del Norte, cuyo surgimiento tuvo lugar el 29 de septiembre de 1913 y, como recuerda el historiador Pedro Salmerón, que reunió a caudillos de Chihuahua y Durango para elegir a Villa como jefe común.

“Nos congregamos además en el marco del aniversario luctuoso del Centauro del Norte, lo cual es también una extraordinaria oportunidad para recordar el papel toral de Chihuahua, he insistido yo, como cuna y chispa de la Revolución Mexicana, este movimiento armado que se conformó como una lucha por la democracia y para alcanzar mejores condiciones de vida. Una lucha que, gracias a liderazgos como el de Pancho Villa y a todos los que combatieron a su lado, logró el reconocimiento de derechos fundamentales que hoy se encuentran consagrados en nuestra Constitución”, expresó.

El secretario manifestó que la figura de Francisco Villa se encuentra envuelta en leyendas y forma parte de muchas manifestaciones culturales como corridos, novelas, películas y monumentos que dan cuenta de sus hazañas.

“De lo que no tenemos duda es de que se trata de uno de los personajes más reconocidos no sólo en el país, sino a nivel internacional debido a su importancia en uno de los momentos cruciales de nuestra historia”, asentó.

Resaltó que una de las grandes enseñanzas que se desprenden del villismo es la participación ciudadana, pues la ciudadanía puede cambiar las cosas si toma parte de las decisiones y de las acciones fundamentales para la transformación de su entorno.

“Por ello la Cabalgata Villista reviste particular importancia para nosotros, porque no sólo se trata de un espectáculo ecuestre, cultural y gastronómico importante, sino que también consolida nuestra identidad como chihuahuenses y promueve los lazos familiares y comunitarios mediante la participación y conmemoración de este tipo de eventos, los cuales buscan integrar la historia y las tradiciones de la región inspiradas en Francisco Villa”, dijo el titular de Desarrollo Rural.

El servidor público reconoció y aplaudió la preparación de los jinetes para realizar este recorrido de aproximadamente 600 kilómetros, toda vez que el trayecto de Ciudad Juárez a Parral no es fácil, pero su fortaleza y sus deseos de participar en la Cabalgata son un ejemplo de perseverancia y muestran que el villismo es un sentimiento muy arraigado en el estado.

Se pronunció por garantizar la cultura como un derecho humano, lo cual implica valorarla como identidad cultural, como factor de desarrollo social; como patrimonio cultural, como fuente de creatividad y expresión artística, como bienes y servicios culturales y señaló que en esta tarea, el rol de los gobiernos es central, tal y como el mismo Villa entendió que las acciones gubernamentales eran cruciales para resolver los problemas de su gente y promover su desarrollo.

Recordó que al ser gobernador provisional de Chihuahua, Pancho Villa demostró su capacidad organizadora, restableció el orden, abrió el Instituto Científico y Literario, condonó contribuciones atrasadas, emitió papel moneda e impulsó una Ley Agraria, con lo cual demostró las cualidades de un gobierno cercano a la gente, pues se caracterizó por ser alguien sensible a las necesidades de la población.

Por último, hizo patente el apoyo del gobernador y de la estructura del Gobierno estatal tanto a la Cabalgata Villista como a las Jornadas Villistas, que deben mantenerse como un referente y que a través de los eventos recreativos y culturales se difunda al país y en el mundo una de las tradiciones inspiradas en uno de los personajes más importantes de nuestro estado: Pancho Villa.

En el evento también estuvo presente el presidente de la Cabalgata Villista, Manuel Escobedo, quien agradeció el apoyo de la administración estatal, así como la presencia de alcaldes, diputados y jinetes de todas las regiones de la entidad, incluso de otros estados y del extranjero, que año con año se suman a esta actividad.

El secretario de Desarrollo Rural de Gobierno del Estado, René Almeida Grajeda dijo que La Cabalgata Villista se ha convertido en una tradición muy importante, no sólo para la ciudad de Parral, sino para todos los chihuahuenses.

"Una conmemoración que nos da identidad y que reúne a gente de diversas partes del estado y del país para recuperar el espíritu revolucionario y recordar a uno de los personajes más importantes de la historia de México: Doroteo Arango, mejor conocido como Pancho Villa”, declaró ante un centenar de jinetes al arrancar la Gran Cabalgata Villista en la Plaza del Ángel.

En representación del gobernador Javier Corral, el funcionario estatal manifestó que con cada edición de esta festividad, que se celebra desde 1995, se rememoran las gestas heroicas de Villa y de la División del Norte, cuyo surgimiento tuvo lugar el 29 de septiembre de 1913 y, como recuerda el historiador Pedro Salmerón, que reunió a caudillos de Chihuahua y Durango para elegir a Villa como jefe común.

“Nos congregamos además en el marco del aniversario luctuoso del Centauro del Norte, lo cual es también una extraordinaria oportunidad para recordar el papel toral de Chihuahua, he insistido yo, como cuna y chispa de la Revolución Mexicana, este movimiento armado que se conformó como una lucha por la democracia y para alcanzar mejores condiciones de vida. Una lucha que, gracias a liderazgos como el de Pancho Villa y a todos los que combatieron a su lado, logró el reconocimiento de derechos fundamentales que hoy se encuentran consagrados en nuestra Constitución”, expresó.

El secretario manifestó que la figura de Francisco Villa se encuentra envuelta en leyendas y forma parte de muchas manifestaciones culturales como corridos, novelas, películas y monumentos que dan cuenta de sus hazañas.

“De lo que no tenemos duda es de que se trata de uno de los personajes más reconocidos no sólo en el país, sino a nivel internacional debido a su importancia en uno de los momentos cruciales de nuestra historia”, asentó.

Resaltó que una de las grandes enseñanzas que se desprenden del villismo es la participación ciudadana, pues la ciudadanía puede cambiar las cosas si toma parte de las decisiones y de las acciones fundamentales para la transformación de su entorno.

“Por ello la Cabalgata Villista reviste particular importancia para nosotros, porque no sólo se trata de un espectáculo ecuestre, cultural y gastronómico importante, sino que también consolida nuestra identidad como chihuahuenses y promueve los lazos familiares y comunitarios mediante la participación y conmemoración de este tipo de eventos, los cuales buscan integrar la historia y las tradiciones de la región inspiradas en Francisco Villa”, dijo el titular de Desarrollo Rural.

El servidor público reconoció y aplaudió la preparación de los jinetes para realizar este recorrido de aproximadamente 600 kilómetros, toda vez que el trayecto de Ciudad Juárez a Parral no es fácil, pero su fortaleza y sus deseos de participar en la Cabalgata son un ejemplo de perseverancia y muestran que el villismo es un sentimiento muy arraigado en el estado.

Se pronunció por garantizar la cultura como un derecho humano, lo cual implica valorarla como identidad cultural, como factor de desarrollo social; como patrimonio cultural, como fuente de creatividad y expresión artística, como bienes y servicios culturales y señaló que en esta tarea, el rol de los gobiernos es central, tal y como el mismo Villa entendió que las acciones gubernamentales eran cruciales para resolver los problemas de su gente y promover su desarrollo.

Recordó que al ser gobernador provisional de Chihuahua, Pancho Villa demostró su capacidad organizadora, restableció el orden, abrió el Instituto Científico y Literario, condonó contribuciones atrasadas, emitió papel moneda e impulsó una Ley Agraria, con lo cual demostró las cualidades de un gobierno cercano a la gente, pues se caracterizó por ser alguien sensible a las necesidades de la población.

Por último, hizo patente el apoyo del gobernador y de la estructura del Gobierno estatal tanto a la Cabalgata Villista como a las Jornadas Villistas, que deben mantenerse como un referente y que a través de los eventos recreativos y culturales se difunda al país y en el mundo una de las tradiciones inspiradas en uno de los personajes más importantes de nuestro estado: Pancho Villa.

En el evento también estuvo presente el presidente de la Cabalgata Villista, Manuel Escobedo, quien agradeció el apoyo de la administración estatal, así como la presencia de alcaldes, diputados y jinetes de todas las regiones de la entidad, incluso de otros estados y del extranjero, que año con año se suman a esta actividad.

Local

Dan por concluidas las Jornadas Villistas 2019

El grupo musical Bronco, fue quien dio cierre a esta magna celebración

Deportes

Se bronceó Jesús Torres

El parralense representó a México en la categoría hasta 81 kilos

Deportes

Algodoneros, el rival de Mineros

Parral calificó de “Panzazo” en el octavo lugar

Sociedad

Detienen a presunto traficante y 83 migrantes en Estado de México

Fue personal de la Secretaría de Seguridad que en el hostal, del bulevar 16 de Septiembre, sin número, en Soyaniquilpan, encontró a los 83 hondureños, hospedados en seis habitaciones