/ jueves 7 de mayo de 2020

10 de mayo no se olvida

El amor más genuino hoy encuentra barreras físicas, los sentimientos son un volcán en ebullición que esperan el momento para hacer erupción, la distancia se convierte en un cristal que impide un abrazo, una caricia, un beso. Los objetos son regalos que no se pueden envolver, tocar o tener. Un viaje es un deseo que no tiene alas. La belleza de una flor y su fragancia pierden su encanto en la soledad. El placer de una melodía se disipa en el silencio de la noche. El sabor de un exquisito manjar es irrelevante ante la angustia y la incertidumbre.

El 10 de mayo toca a las puertas de las casas de las mamás, curiosamente hoy el mejor regalo es que esas puertas no se abran, no en esta ocasión, las emociones encontradas son una constante, la fiesta, la comida, las caricias, la tradición de demostrar el amor por quien te ha dado la vida, hoy debe esperar, la sana distancia hoy es un buen regalo.

Pero los límites están solo en la imaginación, para demostrar el amor por mamá, no debe haber barrera que sea demasiado alta, ni distancia que sea demasiado grande, es posible que el esfuerzo requiera de una mayor concentración, de más ingenio, de más perseverancia, la tecnología se puede convertir en un aliado importante.

Al estar en aislamiento no todo es malo, la reflexión es una buena opción, reconocer el valor, el esfuerzo y el amor interminable de mamá, es apenas un gesto genuino que se convierte en el primer regalo. Expresarle en una carta unas palabras, un verso, una oración y hasta un dibujo, es un segundo regalo que estremecerá las fibras más sensibles de su corazón. Un video, una llamada telefónica, un mensaje es un tercer regalo que deleitara sus sentidos provocando bellos sentimientos. Las formas y las maneras son producto de la intención de cada persona, lo importante es hacerle saber el agradecimiento, la admiración y el más profundo sentimiento de amor que le tenemos a ella.

Si mamá ha partido y no es posible acudir al panteón a dejarle una flor, una oración, unas palabras, no te deprimas por ello, habla con ella desde el lugar donde estés, ten un encuentro con ella en su recuerdo, en sus alegrías, en sus tristezas y sobre todo en su maravilloso amor y si aún sientes que no es suficiente y la nostalgia te invade, deja que las lágrimas corran por tus mejillas, se vale, ellas dejaran que tus sentimientos encuentren un consuelo.

El 10 de mayo no se olvida, es un día al año en el que festejamos a nuestras mamás, pero recordemos que mamá nos regala lo mejor de ella todos los días, desde el mismo momento en que nacemos en su vientre, su trabajos, sus cuidados y su amor son incondicionales e interminables todos los días y a cada momento, no nos agobiemos por no poder festejar a mamá un día al año, dejemos de ser egoístas y correspondamos a ese bendición todos los días del año, ella lo merece, ellas lo merecen.

Regale afecto, amor, agradecimiento, no se obsesione en comprarlo, quizá sea la mejor lección que nos deje esta pandemia, recuerde, hoy el mejor regalo para mamá es cuidarla y protejerla.

¡Feliz día para todas las mamás, gracias por ser las flores más bellas del jardín de la vida!

El amor más genuino hoy encuentra barreras físicas, los sentimientos son un volcán en ebullición que esperan el momento para hacer erupción, la distancia se convierte en un cristal que impide un abrazo, una caricia, un beso. Los objetos son regalos que no se pueden envolver, tocar o tener. Un viaje es un deseo que no tiene alas. La belleza de una flor y su fragancia pierden su encanto en la soledad. El placer de una melodía se disipa en el silencio de la noche. El sabor de un exquisito manjar es irrelevante ante la angustia y la incertidumbre.

El 10 de mayo toca a las puertas de las casas de las mamás, curiosamente hoy el mejor regalo es que esas puertas no se abran, no en esta ocasión, las emociones encontradas son una constante, la fiesta, la comida, las caricias, la tradición de demostrar el amor por quien te ha dado la vida, hoy debe esperar, la sana distancia hoy es un buen regalo.

Pero los límites están solo en la imaginación, para demostrar el amor por mamá, no debe haber barrera que sea demasiado alta, ni distancia que sea demasiado grande, es posible que el esfuerzo requiera de una mayor concentración, de más ingenio, de más perseverancia, la tecnología se puede convertir en un aliado importante.

Al estar en aislamiento no todo es malo, la reflexión es una buena opción, reconocer el valor, el esfuerzo y el amor interminable de mamá, es apenas un gesto genuino que se convierte en el primer regalo. Expresarle en una carta unas palabras, un verso, una oración y hasta un dibujo, es un segundo regalo que estremecerá las fibras más sensibles de su corazón. Un video, una llamada telefónica, un mensaje es un tercer regalo que deleitara sus sentidos provocando bellos sentimientos. Las formas y las maneras son producto de la intención de cada persona, lo importante es hacerle saber el agradecimiento, la admiración y el más profundo sentimiento de amor que le tenemos a ella.

Si mamá ha partido y no es posible acudir al panteón a dejarle una flor, una oración, unas palabras, no te deprimas por ello, habla con ella desde el lugar donde estés, ten un encuentro con ella en su recuerdo, en sus alegrías, en sus tristezas y sobre todo en su maravilloso amor y si aún sientes que no es suficiente y la nostalgia te invade, deja que las lágrimas corran por tus mejillas, se vale, ellas dejaran que tus sentimientos encuentren un consuelo.

El 10 de mayo no se olvida, es un día al año en el que festejamos a nuestras mamás, pero recordemos que mamá nos regala lo mejor de ella todos los días, desde el mismo momento en que nacemos en su vientre, su trabajos, sus cuidados y su amor son incondicionales e interminables todos los días y a cada momento, no nos agobiemos por no poder festejar a mamá un día al año, dejemos de ser egoístas y correspondamos a ese bendición todos los días del año, ella lo merece, ellas lo merecen.

Regale afecto, amor, agradecimiento, no se obsesione en comprarlo, quizá sea la mejor lección que nos deje esta pandemia, recuerde, hoy el mejor regalo para mamá es cuidarla y protejerla.

¡Feliz día para todas las mamás, gracias por ser las flores más bellas del jardín de la vida!

jueves 02 de julio de 2020

La veta de Parral

jueves 25 de junio de 2020

Huele a humedad

jueves 18 de junio de 2020

Las caricias de papá

jueves 11 de junio de 2020

México Rojo

jueves 04 de junio de 2020

Ser empresario hoy

jueves 28 de mayo de 2020

Nos alcanzó la realidad

jueves 21 de mayo de 2020

Concepto de estudiante

jueves 14 de mayo de 2020

El maestro y sus nuevos retos

jueves 07 de mayo de 2020

10 de mayo no se olvida

jueves 30 de abril de 2020

Un Día del Niño diferente

Cargar Más